11/3/09

Revista W

Mayo-2008

Hoy no es un día cualquiera, ni seré un tipo cualquiera. Estoy en el Intercontinental de NYC esperando a Monica Sanz. Sí, tengo una cita con “The Goddess”. Aparece en el restaurante. Todos miran. Me siento admirado y odiado por igual. Me saluda con dos besos (es española) y compruebo que es realmente espectacular en persona. Es simplemente perfecta. Guapa, divertida y…puntual. Tomamos asiento, grabadora en “on” y comenzamos a charlar.

W- Es un placer entrevistarte, ¿cómo estás?

MS- Muy bien, gracias. ¿Y tú?

W- Intimidado! Tengo delante a la diosa y todos miran hacia aquí.

MS- Oh, vaya! Lo siento, serán solo 5 minutos, ¡ya verás!

W- ¿No te incomoda vivir siempre observada?

MS- En realidad es tu culpa. Sólo miran porque hay cámaras. A mi no me pasa esto siempre.

W- Sin embargo, eres una supermodelo, estarás acostumbrada a las cámaras…

MS- Sobre todo a las de fotos, claro. Después de tanto tiempo no me incomodan y me cuesta menos ser natural cuando hay alguna.

W- ¿Crees que siendo modelo tienes la obligación de ser siempre perfecta y hacer siempre lo correcto?

MS- No! No soy perfecta ni pretendo serlo. Menos parecerlo. Tampoco hago siempre lo que debo, me guío mucho por lo que sienta que tengo que hacer. No recomiendo a nadie hacer siempre lo correcto.

W- ¿Por qué?

MS- Hacer siempre lo correcto no tiene recompensa ni riesgo de fracaso y puede hacerte parecer estúpido. No lleva a ningún lado.

W- ¿Actúas por impulsos?

MS- A menudo. Aunque yo diría que más por intuición.

W- Dicen que tienes la cabeza alemana y el corazón español…

MS- Puede ser. Supongo que lo dicen porque me dejo llevar y me lanzo a por lo que quiero pero, mi cabeza me ayuda a ser prudente y organizada para tomar decisiones.

W- ¿Tienes claro lo que quieres?

MS- Sí, desde muy pequeña.

W- ¿Y lo has conseguido?

MS- Aún no…pero es que quiero muchas cosas.

W- Sin embargo no querías ser modelo y te has convertido en “The Goddess”, musa de diseñadores y fotógrafos…

MS- ¡A veces las cosas no salen como una quiere! (risas).

W- Anda que si lo llegas a querer…

MS- Igual no hubiera conseguido nada. ¡Así es la vida! Me tocó ser modelo quisiera o no y creo que hagas lo que hagas tienes que tratar de hacerlo lo mejor posible. Estoy agradecida por la oportunidad que me dieron para serlo porque me ha enseñado mucho.

W- Pero veo que ni los focos ni los flashes te han deslumbrado tanto como para hacerte olvidar la música…

MS- Ni mucho menos.

W- ¿Para cuando lo de encerrarte en el estudio?

MS- Como te decía, será por intuición. Cuando se plantee un proyecto que sienta mío o me identifique por completo con él, me lanzaré. No quiero nada pre-fabricado ni hecho con prisas para vender o cumplir. Para mí sería algo muy personal. Incluso te diría que me intimida más contar o interpretar lo que siento en una canción que aparecer desnuda en la portada de cualquier revista. Cantar y bailar algo que te sale de dentro muestra mucho más de ti.

W- Pero un disco tuyo podría funcionar en América, en Alemania lo han pedido…¿no te asusta perder fans por hacer esperar demasiado?

MS- Estoy muy agradecida a los fans y los respeto muchísimo. Ese mismo respeto me hace creer que si tiene que haber disco, tendrá que ser uno hecho a su medida. Merecen un producto cuidado, trabajado y al que me dedique en cuerpo y alma durante un tiempo. Si veo que no puedo sacar algo verdaderamente bueno, prefiero no hacerlo. No me importa tanto que guste o no, pero sí que esté muy bien hecho.

W- Has tenido ofertas para sacar ese CD, ¿no ha llegado el momento?

MS- No. Tienen que pasar varias cosas antes. Terminar los compromisos que tengo ya cerrados es lo primero, porque ya han confiado en mí. Tendría que asegurarme de estar 100% bien para poder bailar. Estoy completamente recuperada de mi lesión pero necesitaría recuperar la forma de una bailarina. La voz la mantengo porque la entreno cada día con mi profesora particular de canto y mi “vocal coach”. Por último, sería fundamental recibir la oferta de la gente adecuada. Las personas en las que confiara para realizar ese proyecto. Si me dedico a la música, es para ser cantante, no una modelo que saca un disco.

W- Va a ser verdad que tienes las ideas claras…
MS- Y soy un poco cabezota…

W- Tienes la cabeza muy bien amueblada, ¿en tu día a día lo tienes todo igual de claro?

MS- La mayoría de las cosas, sí. Sobre todo las decisiones importantes. Eso sí, luego me paso 2 horas para elegir una simple camiseta…

W- ¿Nunca has sentido el gusanillo del diseño?

MS- Sí, pero lo veo lejano por ahora. Quizás cuando asiente un poco más mi vida.

W- ¿No te gusta viajar?

MS- Sí, me encanta.

W- ¿Qué conclusión sacas después de conocer tantos lugares?

MS- Que me queda mucho más por conocer y que todos los seres humanos somos iguales en el fondo.

W- Dime un sitio para perderte.

MS- ¿Yo sola? Una ciudad grande con muchas tiendas, como NY.

W- ¿Arrasas en las tiendas? (Aprovecho para dar un repaso a su impecable look).

MS- No tanto como estás pensando! (Me ha pillado)

W- ¿Gastas mucho en ropa?

MS- No, no mucho. Compro lo que me gusta o lo que necesito pero no me vuelvo loca.

W- ¿ Monica Sanz sabe cuánto dinero tiene en el banco?

MS- Sí.

W- ¿Segura?

MS- Más o menos, sí.

W- ¿Es más de lo que soñaste? (Le noto incómoda ante la pregunta y me lo hace saber)

MS- No me gusta hablar de dinero. Me pone muy nerviosa y no creo que a nadie le importe si soy rica o no. De todas formas, nunca soñé con ser rica, sino con trabajar en lo que me gusta.

W- Hablando de interés, ¿por qué no concedes más entrevistas?

MS- Prefiero aparecer solo cuando hay algo que contar. Por ejemplo, la sesión fotográfica de “My bed is my studio” que me encantó hacerla.

W- ¡Cierto! De hecho era mi excusa para estar frente a ti hoy…

MS- Se te olvidaba, ¿eh?

W- No, lo dejaba para el final. (Chica lista. Me ha reconducido la conversación). Es una campaña muy intimista…

MS- Lo es. Son fotos muy personales para ser una campaña. La lencería era perfecta y creo que la línea sencilla de decorados contrasta mucho con los planos. El B/N y como único atrezzo el nórdico hacen que la lencería tome todo el protagonismo en las imágenes. Me encantó la colección. Los tejidos son suaves, lisos y cortes sencillos. Cubre lo justo sin enseñar demasiado. Es sexy y muy cómoda. No se marca nada. ¡ Perfecta para cualquier ocasión!

W- ¿Te gusta la lencería?

MS- Muchísimo. Hay que ir bien vestido también por dentro. Hay lencería tan bonita que se debería enseñar por la calle.

W- (“Muchos te agradeceríamos que lo hicieras” pienso para mí). A ti te queda de impresión. (Se sonroja)

MS- Gracias…

W- ¿Te has parado alguna vez a pensar que tus fotos llegan a muchos hombres y mujeres que te desean y pueden, incluso, fantasear contigo?

MS- ¡No! Sí que he pensado que una vez las fotos son publicadas pueden ser criticadas y de por sí, eso ya me da vergüenza…

W- Deberías ser consciente de la otra parte también.

MS- No creo que ocurra y además no lo sé…prefiero dejar la cosa así. (Risas)

W- Te estás ruborizando, ¿las supermodelos tienen complejos?

MS- ¡Todo el mundo los tiene! En general, estoy contenta conmigo misma, pero creo que es sano también encontrarte puntos débiles. Ayuda a conocerse a una misma y hay que saber reírse de eso también.

W- En las fotos no se ven los tuyos, estarás contenta con el resultado.

MS- Gracias. Sí, siempre se puede mejorar, pero sí.

W- Permanyer dice de ti que eres como una pantera: desafiante, intimidante, peligrosa…

MS- ¿Eso ha dicho?

W- Sí, pero matiza que sólo hasta que se te conoce y reconozco que lo he experimentado y estoy de acuerdo…Impresionas mucho en un primer vistazo.

MS- Pues lo siento, no lo hago adrede ni me gusta. No me considero una persona distante ni fría. Todo lo contrario. Pero no sois los primeros que lo dicen. Yo creo que es porque, de entrada, soy muy tímida y mi inseguridad me hace guardar las distancias por si acaso, pero no tardo nada en confiar en la gente.

W- ¿Me confiarás una nueva entrevista en cuanto tengas listo otro proyecto?

MS- ¡Cuenta con ello!

0 WarriorsComments:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...